Datos curiosos de las abejas

Cosas que no sabías de las abejas

Datos curiosos de las abejas

Las abejas son unos de los insectos más antiguos de todos los tiempos y han sido motivo constante de estudio debido a lo magnificas que pueden llegar a ser. Probablemente lo que conozcas de ellas, es que producen la miel; de hecho, son el único insecto que produce algo de consumo humano. Sin embargo, lo más probable es que no conozcas nada más sobre ellas; por ello, a continuación te diré algunos datos curiosos de las abejas que quizás no conocías.

Las abejas nunca duermen

Las abejas no duermen
Las abejas nunca duermen

Si, tal cual como lo lees, las abejas son tan trabajadoras que nunca duermen. En las noches ellas lo que hacen es quedarse estáticas en un sitio descansando y recargando energías para su larga jornada diaria.

Muchos consideran este proceso como “dormir”. A pesar de ello, en el estado de descanso en el que se encuentran las abejas en las noches, las ayuda a consolidar su memoria y recuperar las energías gastadas durante el día.

Visitan entre 50 y 100 flores durante la recolección

Abeja recolectando polen
Visitan entre 50 y 100 flores durante la recolección

El proceso de recolección de néctar en el que participan las abejas, dura prácticamente todo el día. En cada recolección que hacen, pueden llegar a visitar entre 50 y 100 flores; lo cual significa que al día, pueden recorrer hasta 1000 o 2000 flores.

Esto sin duda alguna, las convierte en uno de los insectos que contribuyen en mayor medida al proceso de polinización de las flores; y por consiguiente, la reproducción de las mismas.

Las abejas no nacen sabiendo cómo producir la miel

Abeja produciendo miel
Las abejas no nacen sabiendo cómo producir la miel

Quizás llegaste a pensar que la producción de miel era algo que se encontraba en los genes de las abejas. Sin embargo, ellas no nacen sabiendo lo que deben y cómo lo deben hacer.

Varias investigaciones indican que cuando las abejas nacen, son entrenadas por las abejas más viejas de la colmena, quienes les indican cómo es el proceso. Sin lugar a dudas esto es algo de admirar, puesto que las abejas llevan realizando exactamente el mismo proceso de producción de miel desde hace más de 150 millones de años.

Las abejas hembras son las que hacen todo el trabajo

Grupo de abejas hembras
Las abejas hembras son las que hacen todo el trabajo

Las colmenas de abejas prácticamente están llenas de abejas hembras, quienes son las que realizan todo el trabajo. Desde la abeja reina, hasta las obreras, todas son hembras.

Las abejas machos constituyen el 15% o menos de toda la colonia de abejas. Se les denomina drones, y para lo único que sirven es para donarle el esperma a la abeja reina. No poseen aguijón y al final de temporada, son expulsados de la colmena, puesto que agotan los recursos sin proporcionar beneficio alguno.

Las abejas viven 40 días

Abeja durmiendo
Las abejas nunca duermen

Las abejas de verano viven solo 40 días, 20 días en la colmena y 20 días recolectando polen. Por otro lado, las de invierno pueden llegar a vivir de 3 a 4 meses.

La abeja reina se aparea solo una vez en su vida

Panal de abejas
La abeja reina se aparea solo una vez en su vida

Esta abeja reina tiene como misión la de poner los huevos que darán vida a la colmena; se dice que durante toda su vida, una abeja reina puede poner aproximadamente 1 millón de huevos. Seguramente al leer esto pienses que esta abeja debe mantenerse en constante apareamiento; pero no hay nada más falso que esto.

Las abejas reinas se aparean una sola vez en su vida; en lo que se conoce como “vuelo de apareamiento”, en donde se aparea desde 5 hasta 45 drones distintos y almacena el esperma, por lo que tiene suministro para el resto de su vida.

A tan solo 48 horas de esto, la abeja reina comienza con su tarea de poner huevos. En donde no le queda tiempo para más nada, incluso, otras abejas son las que deben ocuparse de aspectos como su aseo y su alimentación; ya que no se da abasto ella misma.

Pueden crear a una abeja reina ante la falta de una

Abeja reina
Pueden crear a una abeja reina ante la falta de una

Uno de los datos curiosos de las abejas más sorprendentes es que pueden crear a su propia abeja reina. Hay casos en los que pierden a su reina, en alguna situación extrema, bien sea porque la matan al entrar en la colmena, o cualquier otro factor.

Esto sin duda alguna pone en aprietos a las demás abejas, puesto que sin la abeja reina verían la extinción de su colmena en tan solo unos días. Por ello, las abejas deciden crear a su reina, pero ¿cómo lo hacen?

Bien, la reina siempre está poniendo huevos, de hecho, se dice que coloca unos 1.000 o más, por día. Estas larvas son alimentadas de acuerdo al rol que cumplirán; por ejemplo, las abejas trabajadoras, son alimentadas de polen fermentado y miel. Sin embargo, en el caso de la abeja reina, es alimentada con jalea real.

Ante la emergencia de crear una reina nueva, las abejas pueden crear a una abeja reina, cambiando lo que consumen las larvas. Por ejemplo, en vez de alimentar a una larva con polen fermentado, cambian su alimento por jalea real.            

Cabe destacar que el polen fermentado encoje los ovarios de las abejas, por ello las abejas reales nunca consumen este alimento. A pesar de que en el caso de la abeja reina creada por emergencia, consumió en sus primeros días de vida polen fermentado, tratan de únicamente darle jalea real. Eso sí, por lo general estas abejas nunca serán tan eficientes como las otras.

Las abejas solo pican cuando perciben peligro

Abeja volando tranquila
Las abejas solo pican cuando perciben peligro

Una de las cosas por las que quizás le temas a las abejas es porque pican. Sin embargo, debo decirte que las abejas por lo general no pican; de hecho, solo lo hacen cuando realmente perciben peligro.

Lo que probablemente no saben, o quizás sí, es que su picadura es fatal. El aguijón de las abejas trabajadoras contiene púas, las cuales en la mayoría de los casos, cuando pican a algún animal que tenga la piel muy dura (en los humanos es un caso), el aguijón queda incrustado en la piel y le es imposible sacarlo cuando intenta escapar; por lo que inevitablemente su parte trasera se separará y provocará su muerte.

Las abejas tienen una misión y es perseverar la colmena, por ello, no les importa dar la vida, si de ello depende alejar a algún invasor de la colmena.

Sin duda alguna las abejas son unos insectos grandiosos, y con cada estudio realizado se conocen más aspectos sobre estos fantásticos y trabajadores insectos.

Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *